Pin It

DAEMONIUM ocurre en un mundo alternativo, donde dos grandes corporaciones se disputan el planeta. La familia Montalbán y la Corporación TEO-TECH. Ellos fabrican y venden todo: religión, comida, entretenimiento. Son las dueñas del mundo y compiten despiadadamente, sin reparar en las consecuencias. En medio de tal escenario, humanos y demonios se las ingenian para soportar su coexistencia. Tiempo atrás un portal hacia El Otro Lado se abrió dejando entrar una nueva especie, los demonios, y generando una guerra que lleva cientos de años. En medio de la unión de nuestro mundo con el mundo de los demonios surge Razorback, un soldado de profesión, novato, que tras pactar accidentalmente con un poderoso demonio logra imponerse ante las dos fuerzas dominantes e intenta traer el balance a nuestro mundo, o al menos su propia versión retorcida.
En DAEMONIUM vemos el ascenso de Razor (la cara visible de un nuevo gobierno distópico quién solo busca su propio encumbramiento y librar una guerra final –y personal– contra el Infierno), las cavilaciones de Rebecca (quién a lo largo de la serie pondrá en duda todo lo que creyó desde siempre); Lisa, una mujer común con destino inesperado (identificada por su fuerza femenina irrefrenable y el despecho convertido en odio), y el surgimiento de un nuevo héroe falaz, representado en Fulcanelli (quién terminará poniéndose en el camino de Razor y sus planes de conquista, además de afrontar a regañadientes su propio destino).
Estamos ante un nuevo universo de personajes y situaciones muy complejo, ante la lucha eterna del bien contra el mal. Una historia que nos cuenta las aventuras de un grupo de antihéroes en un mundo que los oprime. Una historia emocionante, llena de giros inesperados y visualmente impactante.

 

 

 

imageMe gustaría empezar la entrevista preguntándote de dónde surgió la idea de DAENOMIUM y cómo fue el desarrollo, es decir, pasar a lo concreto, llevarla a cabo?

La idea original la tuvieron Dany Casco y Simon Ratziel en medio de un verano muy caluroso del año 2010. Dany como realizador consumado de props, armas y uniformes y Simon como experto en FX, ícono del cine independiente. Ambos se juntaron y sumaron voluntarios para dar vida a un universo de personajes salvajes y exóticos, hiper-violentos, de diversas influencias estéticas. De allí nacen Razor, el mago Fulcanelli y otros, a través de una serie de sesiones fotográficas. Apenas después lo suman a Pablo Parés –director de la trilogía Plaga Zombie– y le proponen dirigir un falso tráiler con estos personajes. Pablo, viendo la capacidad y la calidad que podía llegar a tener el proyecto, les hace una contrapropuesta: filmar un corto. Ese corto se convirtió en el Capítulo 1 y así nació DAEMONIUM.

 

image¿Cómo fueron las primeras producciones? ¿Hay una diferencia a cómo trabajaban en esos capitulos y cómo terminaron? ¿Hubo cambios en la producción?

Se creció muchísimo en todo sentido. Empezar a pensar en una proyecto más grande, como fue pasar de un corto a una película “episódica”, logró que aunáramos esfuerzos con cada vez más gente que fue sumándose. Todas colaboraciones ad-honorem, que es el espíritu de DAEMONIUM. Ahí se incorporaron actores, colaboradores, expertos en VFX, un músico que compuso los temas y ambientaciones, el departamento de fotografía creció exponencialmente, editores, gente en producción, logística y traslados, ilustradores conceptuales –y hasta se creó un cómic, del cual soy el satisfecho autor.

 

 

image¿Cuáles fueron los retos más importantes a la hora de realizar los cortos?

Uno o dos de los retos principales en DAEMONIUM siempre han sido las locaciones dónde filmar y la coordinación para acordar fechas de un equipo de actores y técnicos que trabajaron por amor al proyecto. El diseño de producción es y ha sido un enorme desafío, pero nada fue más estresante que poder coordinar la fórmula “locación conseguida / fecha de rodaje confirmada”. Imaginate que hemos tenido jornadas de rodaje, dobles, en fin de semana, donde éramos no menos de cuarenta y cinco personas convocadas en un determinado lugar en el que sólo podíamos filmar en una determinada fecha. Pero siempre salimos adelante, a pesar de haber cancelado locaciones y jornadas completas porque un actor clave de pronto no podía, le salía trabajo pago y debía cambiar el look, o que la fábrica abandonada donde estábamos siempre estaba a punto de ser derrumbada y reformada. Un gran etcétera de vicisitudes increíbles.

 

image¿Cuánto tiempo de realización lleva cada corto? ¿Cuánta gente trabaja en cada uno? ¿Cuánto tiempo lleva la pre y post producción?

Todo el proyecto completo nos llevó 50 jornadas de rodaje. 5 años exactos de trabajo. Sabíamos que iba para largo, por la estructura de trabajo –que al mismo tiempo nos permitió tener la gran calidad que se puede ver gracias a la falta de deadlines comerciales, o un estudio o inversores solicitando resultados. No nos importaba cuánto demorase sino que quedara bien. Por DAEMONIUM pasaron más de 250 personas, al frente y detrás de las cámaras. Los tiempos de preproducción se fundieron con las jornadas de rodaje porque siempre estábamos intercalando días de filmación. Lo que sí te puedo decir es que la postproducción nos llevó siempre en promedio no más de dos meses, pero también hay que tener en cuenta que muchas de las escenas que se iban filmando se empezaron a editar en paralelo mientras filmábamos. Si hay que hacerse una idea de tiempos completos, los capítulos de la película nunca llevaron menos de un año entero de producción, y hasta un año y medio para el capítulo Hanya Shibari, donde tuvimos más de 7 u 8 locaciones diferentes y una cantidad de extras y secundarios que superó las 100 personas.

 

image¿Cómo se contactaron con los actores, cómo fue el casting?

Todo empezó como una continuidad de los personajes de la primer sesión de fotos, entre los que estaban actores como Walter Cornás, y varios amigos con alguna experiencia actoral, Erika Boveri y Caro Angus apenas después, Simon y Dany mismos. Luego se sumó mucha gente entusiasta y cinéfila sin casi nada de habilidades actorales. Gracias a Pablo Parés –que es un director de la reputísima madre- todos terminamos teniendo nuestros papelitos y él logró sacarnos la mejor actuación a cada uno. Por supuesto después del primer capítulo empezamos a charlar con actores cada vez más profesionales que se sumaban gustosos al proyecto, de acuerdo a nuestras necesidades de guión. Chucho Fernández, Sebastián “Berta” Muñiz, Rocío Rodríguez, Maite Zumelzú. También fuimos sumando a una gran variedad de profesionales, directores y gente del medio que aparecen en papeles secundarios y hasta en pequeños cameos. Todos querían estar en DAEMONIUM!

 

image¿Quienes forman parte de la estructura de realización?

Hay un “núcleo duro” que está formado por productores, jefes de áreas y el director, que somos menos de 10 personas. A partir de ahí hay equipos para Fotografía, Ambientación, Vestuario, Logística, Producción, FX, VFX y Edición. No diré nombres porque somos muchos y siempre pasa que nos olvidamos de mencionar a alguien. Digamos que el equipo de realizadores DAEMONIUM lo integran alrededor de 35 personas, entre las fijas y las que fueron renovándose con el tiempo.

 

image¿Cómo fue la experiencia de recibir premios? ¿Tienen alguna anécdota al respecto, alguno que los haya sorprendido? Cuáles son los que más valoran?

Sin duda el que más nos sorprendió y nos voló la cabeza fue el primer lauro que conseguimos: “Mejor Film Apocalíptico” en el Wasteland Film Festival 2013. Fuimos a competir con el capítulo 2, “La Hora Cero”, donde un grupo de mercenarios viaja al medio de la desolación de una ciudad destruida a pactar con un demonio. El Wasteland además no es cualquier festival: se hace en medio del desierto de California, USA, y es un festival tributo a Mad Max, con esa estética rigurosamente respetada por sus asistentes que van todos lookeados y usan coches especiales todos trash y postapocalípticos. Un flash. Haber ganado ahí fue un orgullo ya que la saga Mad Max es una de nuestras favoritas como cinéfilos de ley que somos. En general vemos a los premios conseguidos como una forma alternativa de DAEMONIUM se siga haciendo conocida.

 

imageEstán realizando un largometraje, ¿cuáles son las expectativas a qué apuntan con este paso de corto a largo?

Fue una evolución natural, y además se fue transformando en el objetivo casi desde el comienzo. Como proyecto nació en una sesión fotográfica, pero en el momento que pasó a imagen en movimiento y sonido, siempre tuvimos el objetivo a largo plazo de lograr un largo. Nuestra idea es que la vea la mayor cantidad de gente posible, por los medios posibles inventados o a inventarse (proyecciones, distribución online en plataformas ad-hoc, etc.) Toda la aventura junta para verse en 2 horas a pura acción.

 

image¿Cuales son las principales diferencias entre realizar un largometraje y la realización de los capítulos?

Un largometraje hecho industrialmente te puede llevar unos meses, entre pre y postpro más días de rodaje, filmada de corrido, con recursos y presupuesto acorde a lo que quieras contar. Con DAEMONIUM esto era totalmente impracticable, por eso recurrimos desde el inicio a contar la película en capítulos. La filmamos así para poder mantener viva la llama de la creatividad y las ganas de participar, también con la intensión de agruparlos luego y editarlos todos juntos como hace Tarantino con sus películas, “capítulo tal”, por segmentos, con ese formato narrativo. También ciertamente obligados por la independencia misma. La autogestión no te deja mantener un ritmo industrial de largometraje, si bien obtuvimos ayuda económica de gente que se sumó al proyecto en carácter de financiadores y fanáticos, miembros del equipo, etc,. Walter Rivero, Juan West, Pedro Osuna, Guille Gatti entre otros. Es gracias a ellos, a nuestros propios aportes, -de dinero, tiempo y trabajo- y a las fiestas de recaudación, que la película llega a término.

 

image¿En qué parte de la producción del largo están? ¿Cuándo arrancaron y cuál es la fecha que tienen en mente para la finalización?

Muy cerca del final. Sonido, VFX y doblajes, con los últimos ajustes. Este tramo final empezó a fines del año 2014, con muchísimas jornadas extenuantes de rodaje, donde todos los miembros del equipo y actores renovaron su amor por DAEMONIUM y dedicaron muchas horas al proyecto sin dudar. Ahora esperamos estrenar la película en el Festival Internacional de Mar del Plata 2015, a fines de octubre. Y luego, en noviembre, en el festival icónico del género Buenos Aires Rojo Sangre 2015, 16ta. edición. Toda gente amiga. Y el 2016 dirá cómo, cuándo y dónde se podrá ver la película.

 

imageContanos lo que quieras promocionar, algo que quieras comunicarle a nuestros lectores, algún mensaje, etc.

DAEMONIUM es el producto de mucha gente con mucho amor por el género, mucho esfuerzo que quizá no sea remunerado, que tampoco es el objetivo. LA IDEA ES QUE SE DIFUNDA. Que cada persona que lo vea sepa que nuestro intento de levantar la vara del cine de género fantástico argentino es genuino y desinteresado –más allá de nuestros egos artísticos, que siempre se nos meten en medio y estorban! Queremos que todos sepan que DAEMONIUM es para todos, y que lo recomienden, mucho. Mientras más crezca, más podremos volver a trabajar con todo el equipo que se formó en Hydra Corp. –nombre que le pusimos a nuestro colectivo de producción por propagación de voluntades y multiplicidad de manos dispuestas- durante estos últimos 5 años. Sin dudas, tenemos ganas de más.

 

 

 

 

 

 

paxbar

 

Pin It